fbpx

Home office: 7 motivos por los que debería continuar pasada la pandemia

A esta altura no hace falta explicar qué es el home office y en qué consiste. Si bien la práctica ya venía ganando adeptos los últimos años, con la pandemia su implementación se volvió sumamente extendida, dándole la oportunidad tanto a empresas como a trabajadores de experimentar esta nueva forma de trabajo.

Pero aunque para muchas empresas se trate de una práctica temporal, destinada a desaparecer una vez que la pandemia esté bajo control, hoy la tendencia indica que los trabajadores prefieren hacer home office y que los modelos completamente remotos o híbridos son el nuevo camino.

Si todavía no estás convencido de las bondades del trabajo desde casa, te dejamos 7 motivos por los cuales el home office es preferible a la presencialidad.

  1. Menos distracciones = más productividad

Trabajar desde casa ofrece menos distracciones que el entorno de oficina, especialmente cuando se trata de espacios laborales abiertos y compartidos. Puede parecer poco importante, pero todos los días se pierde una cantidad interesante de tiempo entre los saludos a compañeros, las preguntas sobre cómo estuvo el fin de semana o las charlas en la cocina.

Además hay que considerar la pérdida de eficiencia que se produce cuando un trabajador está “en la zona” (es decir, altamente concentrado en una tarea) y es interrumpido por un colega para pedirle ayuda, o incluso por el mismo ruido del entorno. De hecho, hay estudios que demuestran que cambiar de contexto (es decir, salir y tener que volver a entrar “en la zona”) puede reducir la productividad en hasta un 80%.

2. Adiós a las reuniones innecesarias

¿Conocen la frase “esta reunión podría haber sido un mail”? Los entornos de oficina tienden a abusar de la disponibilidad inmediata de los empleados, lo cual en numerosos casos resulta en dos fenómenos conocidos por toda persona que ha trabajado de forma presencial: las reuniones innecesarias y excesivamente largas, y la burocracia intra-oficina.

El work from home demostró que, efectivamente, muchas reuniones podrían simplemente ser un mail, y también llevó a que las reuniones virtuales se vuelvan más eficientes y concisas. Lo mismo con procesos internos: la digitalización llevó a que la información y data de la organización esté disponible de manera mucho más sencilla y horizontal, evitando solicitudes y tiempos de espera.

3. Es más barato (para todos)

El costo de mantenimiento de una oficina es enorme: alquiler, internet, celulares, electricidad, agua, climatización, mobiliario, reparaciones… hay un centenar de aspectos a tener en cuenta que, no sólo requieren de recursos económicos, sino también de tiempo y de personas especialmente dedicadas a eso.

El trabajo desde casa elimina esos costos, incluso cubriendo los gastos esenciales para que los empleados puedan llevar a cabo sus tareas desde sus hogares (como internet, celular y computadora). Además, representa también un beneficio para los trabajadores, quienes ya no tienen que gastar en traslado o en comidas fuera de casa.

4. La digitalización simplifica TODO

Es así: el home office implica, inevitablemente, un proceso de digitalización de las empresas. Normalmente este proceso se va a llevar a cabo en etapas a lo largo de un período de tiempo, pero si está bien planificado, eventualmente debería concluir en que todos los aspectos necesarios para que la organización funcione sean accesibles de manera virtual. Esto resulta en una simplificación de todos los aspectos involucrados en la operativa de una empresa, ya que la información se centraliza en un solo lugar, todos pueden acceder a todos los datos de así desearlo, los procesos se vuelven más seguros y no hay necesidad de trasladarse para acceder a información almacenada de forma impresa (sí, todavía hay organizaciones que usan papel). Básicamente, todo se vuelve más sencillo, ordenado, sistematizado, jerarquizado y accesible.

5. Favorece la incorporación de talento humano de todo el mundo

La permanencia del home office presenta una ventaja enorme a la hora de incorporar nuevos recursos humanos: la posibilidad de contratar a personas de cualquier lugar del mundo. Esto no sólo le otorga dinamismo y nuevas formas de pensar a las empresas, sino que además democratiza el acceso al trabajo, ya que muchas personas no pueden acceder a ciertos puestos simplemente porque no pueden llegar a sus oficinas. Hoy, esa barrera queda eliminada y abre el campo a que una gran parte de la fuerza laboral pueda insertarse en todo tipo de trabajos, especialmente aquellos vinculados a la tecnología.

6. Menor tasa de ausentismo por enfermedad

El home office es ideal para prevenir los contagios intra-oficina de enfermedades, lo cual no es menor, especialmente en contexto de pandemia. Además, la reducción de tiempos de traslado y la mayor flexibilidad y posibilidad de elegir desde dónde trabajar, contribuyen notablemente a la reducción del estrés, lo cual se traduce en menos enfermedades, tanto físicas como mentales. Esto no sólo es extremadamente positivo a nivel humano, sino que tiene el efecto secundario de reducir la tasa de ausentismo por licencia por enfermedad.

7. Hace más atractivas a las empresas

Cada vez más son las personas que eligen renunciar a sus trabajos tradicionales en pos de encontrar trabajos que les ofrezcan mayor flexibilidad e independencia. Y sí, el home office juega un rol fundamental en esto: poder trabajar desde casa (o desde un café, o durante un viaje, o desde donde sea que tenga internet), poder gestionar horarios y trabajar por objetivos en lugar de por horas, y simplemente tener la posibilidad de salir de la rutina son hoy aspectos altamente valorados por la fuerza laboral, que incluso empieza a priorizarlos por sobre el aspecto que antes reinaba sin lugar a dudas: el dinero.

No es que los salarios no importen, pero hoy se le otorga especial importancia a estas “nuevas” libertades descubiertas, que tienen que ver más con la satisfacción personal que con simplemente conseguir un cheque para llegar a fin de mes. Y las empresas que no logren comprender este cambio, pronto se van a encontrar en problemas a la hora de incorporar nuevos recursos humanos, porque simplemente se van a haber quedado desactualizadas.

Open chat